Alcohol y su piel

(Escrito por el Dr. Nicholas Perricone)

Una razón por la que la gente en general piensa que el consumo de alcohol es malo para la piel es porque tiende a deshidratar el cuerpo, y muchos asumen que si beben mucha agua después de disfrutar de las bebidas alcohólicas estarán bien.

Desafortunadamente, este no es el caso.

Alcohol y su piel

En realidad, el alcohol crea inflamación en todo el cuerpo y la piel, y sus efectos sobrepasan en mucho el factor deshidratación. Piel apagada, poros dilatados, flacidez, líneas finas y falta de luz son sólo algunos de los síntomas que pueden reflejarse en la piel.

El exceso de alcohol también altera el flujo de sangre hacia la piel, dejando una apariencia poco saludable. Esto es porque el alcohol hace que los pequeños vasos sanguíneos de la piel aumenten, lo que permite que fluya más sangre cerca de la superficie. Esto produce un color enrojecido y una sensación de calor, que puede conducir a la rotura de capilares en el rostro.

Alcohol y el sueño

El sueño es tan importante para el rejuvenecimiento de la piel y el cuerpo, que es esencial que hagamos todo lo que podamos para mejorar la experiencia del sueño. Unas bebidas alcohólicas en la noche pueden inicialmente hacernos sentir somnolencia, pero en tan sólo horas después de tomar una bebida, el alcohol provoca un estallido de noradrenalina en el sistema provocando volver a la conciencia. La noradrenalina es una hormona que aumenta como resultado de la excitación o estrés, y el resultado es una muy mala noche de sueño -, así como la piel que se ve apagada y cansada al día siguiente.

Alcohol destilado vs Vino

No tengo un problema con mis pacientes que beben de forma ocasional un vaso de vino tinto con las comidas, ya que la investigación muestra que el vino tinto puede proporcionar al cuerpo antioxidantes protectores conocidos como polifenoles. Sugiero beber su vino con las comidas en lugar de tomarlo con el estómago vacío para evitar un rápido aumento de azúcar en la sangre, lo que provoca un estallido de inflamación en todo el cuerpo.

Por lo contrario, beber licor en lugar de vino puede causar muchos problemas en el cuerpo. El alcohol contiene moléculas destructivas llamados aldehídos, que causan daño celular e inflamación tanto a la membrana plasmática como a porciones del interior de la célula. Y los zumos azucarados y refrescos que suelen acompañar a las bebidas alcohólicas también tienen efectos pro-inflamatorios en la piel, por lo que es mejor usar agua o tónica en su lugar. También hay que tener en cuenta que el contenido de alcohol de un licor destilado es muy alto, y es el hígado que debe trabajar para desintoxicar sus bebidas de su cuerpo.

En resumen, el vino tinto con moderación está muy bien, pero hay que olvidarse de los martinis y cócteles.

Consejos para beber de forma saludable

Asegúrese de NO beber alcohol con el estómago vacío, y mantenerse bien hidratado consumiendo mucha agua. Evite acompañarlos de bebidas cargadas de azúcar, pro-inflamatorias y usar agua de soda o tónica en su lugar. Tenga en cuenta que el café no es un antídoto contra el alcohol. De hecho, le hará sentir aún peor! Y los alimentos verdes como Green Magma contienen hojas secas de cebada verde, que puede neutralizar los efectos tóxicos de los aldehídos. Es la "desintoxicación “Perfecta.

Si usted ha pasado de la raya

En caso de excesos, beber agua fresca y pura y tomar la mezcla correcta de suplementos nutricionales para ayudar a reparar el daño interno y externo que le darán la bienvenida a la mañana siguiente:

- 300-350 ml de agua

- 1.000 miligramos de vitamina C

- 1.200 miligramos de N-acetilcisteína

- 100 miligramos de ácido alfa lipoíco

- 1.000 miligramos de glutamina